Pintar puerta de madera sin lijar

Hoy, desde Puertas Lis tenemos una propuesta diferente para tu vivienda. Si dispones de una puerta de madera sin lijar y quieres pintarla para darle un toque igual o en contraste al de tu vivienda, te vamos a enseñar cómo hacerlo en seis sencillos pasos que también pueden servirte para aplicarlos en puertas de armario y ventanas:

Antes de explicarte los pasos, es necesario que cuentes con papel protector y cinta de carretero, que aplicaremos en los bordes para proteger las paredes de nuestra pintura; pintura blanca o del color que queramos, pero que sea especial para madera; brocha de rodillo adaptado al tamaño de la superficie de nuestra puerta; manivelas de recambio y destornillador de estrella.

 

Preparar puerta, retirar mecanismos y limpiar:

Retiraremos con el destornillador y limpiaremos la superficie de la puerta.

Proteger superficies

Protegeremos el suelo, las paredes y los cristales, si los tiene, con el papel protector y la cinta.

Pintar puerta

Pintaremos la puerta con la brocha y el rodillo utilizando la pintura del color que hayamos elegido.

Lubricar mecanismos y bisagras

Lubricaremos los mecanismos y bisagras originales, si deseamos mantenerlos, limpiándolos además para lograr una usabilidad correcta.

Colocar mecanismos y manivela

Volveremos a colocar los mecanismos y la manivela, utilizando para esta un modelo con medidas iguales o estándar.

Colocar burlete debajo de la puerta

Colocaremos el burlete bajo la puerta para evitar el paso de frío y suciedad.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>